Boquillas del alcoholímetro

En esta guía de productos vamos a a hablar sobre las boquillas de un alcoholímetro, para qué sirven, qué tipos hay y cómo cambiarlas. 

Si se compra un Alcoholímetro tal vez una de las preguntas que nos viene a la cabeza de inmediato es ¿se puede reutilizar la boquilla que incluye? A continuación hablaremos un poco sobre esta cuestión que es de gran importancia para tener un resultado concreto y verdadero en la prueba del alcoholímetro.

Boquillas para alcoholímetro

Si te preguntas si es buena idea usar varias veces la misma boquilla para un examen de alcoholímetro, la respuesta es que no es recomendable, en primer lugar por la higiene; al igual que un cepillo de dientes u otros artículos de aseo personal no es buena idea utilizar en varias ocasiones la misma boquilla de un alcoholímetro porque en ella se pueden almacenar residuos salivales y por lo tanto guardar millones de bacterias; asimismo estos residuos pueden influir en el resultado de la prueba y dar un falso positivo. Incluso si el alcoholímetro es de uso personal no es recomendable lavar y reutilizar las boquillas ya que muchos productos de limpieza contienen alcohol o están hechos a base de él. Puedes leer nuestro artículo sobre el Uso y mantenimiento del alcoholímetro.

Boquillas descartables

Estas boquillas son desechables, cada una viene empaquetada de manera individual para utilizar el alcoholímetro en modo activo; se deben quitar después de realizar una prueba e inmediatamente colocar una nueva en el porta boquillas para evitar contaminación de pruebas anteriores. La ventaja de utilizar boquillas descartables es que es más higiénico y protege el sensor del alcoholímetro de la acumulación de saliva prolongando así su vida útil.

Boquillas pasivas

Se les llama boquillas pasivas porque estas se pueden utilizar en algunos alcoholímetros que funcionan en modo pasivo, es decir; se hace la prueba con sólo mantener el aparato frente a la persona mientras habla, en unos cuantos segundos se obtiene el resultado sin necesidad de que la boquilla entre en contacto con la boca del analizado. En modo pasivo se puede utilizar varias veces la misma boquilla pero no todos los alcoholímetros cuentan con esta función.

Copa de muestreo

La copa de muestro es una de las partes internas del alcoholímetro y que está en contacto directo con las boquillas, se trata de una copa de polietileno que se puede reutilizar; esta se usa para recolectar las muestras de la prueba sin que ésta tenga contacto con el individuo. Permite obtener lectura aproximada del nivel de alcohol, con esto se puede descartar rápidamente a los examinados cuyas muestras hayan dado negativo y se puede decidir de manera muy rápida si se debe continuar examinando o no a alguien cuyo resultado en la prueba haya sido positivo. Existen otros tipos de alcoholímetros que tienen dobles boquillas internas que evitan la acumulación de bacterias y otras partículas contenidas en la saliva pero siempre es recomendable utilizar las boquillas descartables para evitar cualquier tipo de contratiempos y resultados erróneos.

En nuestro sitio puedes comprar alcoholímetros a muy bajo costo, sólo da click sobre el link que te llevará a nuestro catálogo de productos. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *